¿Todo es made in China?

Nos llevamos las manos a la cabeza cuando alguien dice que eso que se compró en aquella tienda especializada no es chino.

En seguida piensas que debe ser carísimo. Aunque chino no es sinónimo de mierdoso (en teoría).

¡Ya! Y un cuerno.

Lucas llevaba un tiempo «X» mirando en Internet auriculares de conducción ósea.

¡Coño! ¿Y eso qué es?

A ver, escúchame con las dos orejas. En vez de meterte los audífonos hasta el fondo del pabellón o casi, estos aparatos son absolutamente externos. Funcionan por vibración.

¡Que no, tío! Que no es un satisfayer para orejas.

Pego aquí esta mini descripción, extraída de internet, en la que explica de una manera muy superficial*, de que va este asunto.

Se trata de unos dispositivos que transmiten las vibraciones del sonido a lo largo de los pómulos en lugar de hacerlo a través del aire.

Nota de internet

*¿Qué gracia, no? Superficial, como los auriculares.

Dicen que los mejores auriculares son los de diadema, pero esta solución tampoco está tan mal. Al menos, no te fabrica esa cera tan incómoda que se genera cuando llevas los auriculares metidos hasta el medio de los Chichos.

¡Otra vez! Pero mira que eres pesado. Que no son vibradores de los que tú imaginas.

Lucas me los ha traído expresamente para que los pruebe y escriba mis impresiones. Justo en este momento estoy escuchando a Gardot y sin ser un mega entendido en sonido HI-FI, te podría decir que suenan de maravilla.

Te dejo aquí mi super resumen de los pros y contras de este gadget.

Pros Contras
Externos No aislan del todo
No aprietan No se ajustan del todo a la perola
No pesan Si hay ruido en la calle, no acabas de escuchar bien
Te acomodas al sonido con rapidez La tira de sujección choca con el cuello

Vale, no me lo he currado mucho. Es una comparativa penosa. ¡Y qué! ¿Acaso he de aprobar un examen de comparativas?

La cuestión es que mientras estoy escribiendo este post, los llevo puestos y se escucha de maravilla. Lo demás me importa un pimiento rojo.

Si lo prefieres verde, también puedo usar esa exclamación: ¡¡¡ME IMPORTA UN PIMIENTO VERDE!!!

He de cerrar el laptop. Ya seguiré escribiendo en otro momento. He quedado con Lucas a las 16:08 para devolverle los auriculares. Igual me compro unos porque el precio no está nada mal.

Quedamos otro día.

Por cierto, son chinos de la marca Sanoto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio
Hola 👋 ¿Te puedo ayudar?